Budapest en 3 dias. Visitar la Capital de Hungria

Estándar

Visitar Budapest en 3 días es una guía de viaje útil para viajar a la capital húngara, dedicando dos días a la parte vieja o Buda y un día a la parte nueva o Pest.

Budapest, capital de Hungría, una de las ciudades centroeuropeas junto con Praga con un carácter particular que la hace especial. Una ciudad de ambiente romántico donde los vestigios del comunismo todavía se respiran por todos los rincones de la ciudad. Una ciudad que no se debe pasar por alto en nuestra visita por Europa, placer e historia van de la mano en esta bella ciudad del Este…

  • Historia de la Ciudad de Budapest.

La historia de la ciudad se remonta hasta la fundación de la ciudad romana de Acuincum sobre un emplazamiento celta en lo que actualmente es Óbuda siendo hasta el s.IV  capital de la región romana de Pannonia. Los magiares conducidos por el príncipe Árpad, conquistarán el valle de Panonia y la zona de Óbuda, convirtiéndose en los ancestros del pueblo húngaro actual. Hungría nace en el año 1000 con la coronación de su primer rey magiar Esteban I. La ciudad experimentará dos conquistas casi seguidas, en primer lugar la invasión Mongol de 1241 que terminará arrasando la ciudad, trasladando la residencia real a Vísegrad.

Puente de las Cadenas y Castillo de Buda. Budapest en 3 días
En 1408 se restaura la Sede real húngara en Buda, en esta época ya coexistía junto a la ciudad de Pest en el margen izquierdo del Danubio. Ambas ciudades experimentan un desarrollo constante durante esta parte de la Edad Media, hasta una segunda invasión que azotará el país, la invasión del Imperio Otomano. Pest cayó en manos turcas en 1526 y Buda aguantará quince años más afincada en su castillo en lo alto de la orilla derecha del Danubio. Buda se convertirá en la base del gobierno turco en la región mientras que Pest será abandonada por sus habitantes. La conquista durará más de 100 años permaneciendo patente en la historia y cultura de la ciudad, ligada al modo de vida turco. En 1686 la dinastía de los Habsburgo recuperan el territorio que perdieron en 1526 cuando todavía eran reinantes, la dinastía más poderosa de Europa que reinaba en varios países incluida España. Introducen el Alemán en 1780 como lengua oficial del estado húngaro y durante esta época la vieja ciudad de Buda y Pest experimentarán su máximo desarrollo hasta su unión definitiva en 1873 en la ciudad de Budapest, capital de Hungría.
Parlamento de Budapest. Visitar Budapest en 3 días Durante esta época Hungría se adhiere a Austria formando el Imperio Austrohúngaro, cuando los Habsburgo recuperan fuerza política después de algunas revoluciones independientes en la ciudad. La ciudad crecerá enormemente en la parte de la antigua Pest, siendo la segunda ciudad en importancia económica, política y en población del Imperio, por detrás de Viena.  Después de la primera guerra mundial Budapest se convertirá en capital de un territorio húngaro menor, pero después de la caída del Imperio, se fundará el primer estado soberano e independiente húngaro. La ciudad crecerá notablemente hasta llegar a un millón de habitantes en 1930.

  • Lugares de Interés en Budapest.

Para visitar Budapest en 3 días, debemos repartir los días según la distribución de la ciudad, es lo más recomendable para ahorrar tiempo y dinero y lograr una visita lo más completa posible durante nuestra estancia en esta bella ciudad.
Mapa de Budapest. Budapest en 3 días
El transporte en Budapest nos permite movernos rápidamente por toda la ciudad a muy buen precio. Los autobuses, tranvías y el metro, uno de los más antiguos del mundo, funcionan con los mismos tickets que se compran en en las oficinas del metro, válidos por uno o tres días o para toda una semana, muy recomendable para movernos por la ciudad. Empezaremos como no por la parte antigua de la ciudad en la orilla derecha del Danubio, declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco, un paseo desde el Castillo Real de Buda hasta la Iglesia de San Matías y el Bastión de los Pescadores. Subiremos a lo alto de la ciudad por un funicular situado al lado del Puente de las Cadenas, el puente más antiguo de la ciudad y símbolo de la unión de Buda y Pest.

Calles de Buda. Budapest en 3 días

Por la mañana disfrutaremos del Castillo que fue la antigua residencia real en la ciudad, hoy alberga un museo de la historia de Budapest y la biblioteca Széchenyi. El museo requiere un par de horas para su visita contemplando una obra genial del barroco en la ciudad y disfrutando de las vistas de la ciudad en la otra orilla del Danubio. Aprovecharemos la mañana para pasear por esta parte de la ciudad llena de historia y disfrutaremos de la comida en los restaurantes a nuestro paso. La Gastronomía Húngara es impresionante, los platos típicos del país y de Budapest son todo un manjar a muy buen precio. Lo único más caro es el vino, los precios están en muchos casos por decilitros, por lo que tenemos que tener cuidado. El vino lo sirven midiéndolo en una jarrita de plata, otra delicia de la gastronomía del país. Más tarde lograremos llegar a otro símbolo en la ciudad, se trata de la Iglesia de San Matías, donde se celebró la boda de Matías de Habsburgo y de ahí su nombre.

Bastión de los Pescadores. Budapest en 3 días
La iglesia es un ejemplo del arte Ecléctico en Budapest, el interior también merece una parada para disfrutar de una de las iglesias más bonitas de la ciudad. La tarde la podremos aprovechar para comprar artesanías por las calles de Buda y al anochecer llegaremos al Bastión de los Pescadores, monumento en honor a los pescadores que defendieron la ciudad en la Edad Media de los invasores turcos y donde obtendremos una panorámica de la ciudad de noche perfecta. Desde el Bastión salen autobuses que nos devolverán al centro de Pest, para llegar a nuestro respectivo hotel. Para el segundo día nos centraremos en la parte izquierda del Danubio, la zona de Pest, la parte más nueva de la ciudad.  Visitaremos el templo más grande de Budapest, la Iglesia de San esteban, en honor al primer rey de Hungría Esteban I. Cercano a la Iglesia podremos disfrutar de la visita de la Sinagoga Judía de Budapest, la sinagoga más grande del mundo detrás de la de Jerusalén y también visitar la Ópera de Budapest, mandada construir por Francisco José I emperador de Austria y rey de Bohemia, es un ejemplo de edificio renacentista en Hungría. Si diera tiempo más al sur en Pest podremos visitar en la mañana el Mercado Central de Budapest y Belvarosi Plebania Templom‎, la iglesia más antigua de Hungría del s. XII. Aprovechad para comer o cenar en esta parte de la ciudad, en la estación de metro de Ópera, nos dejará en una calle repleta de buenos restaurantes, donde disfrutaremos de la gastronomía húngara, insisto, de la mejor de Europa. Para la tarde nos trasladaremos en autobús, ya que está un poco lejos, a la zona del Castillo Vajdahunyad, su jardín botánico al aire libro y el parque de Városliget, disfrutando de un agradable paseo por esta parte de la ciudad. Al lado del parque Városliget se encuentra la Plaza de los Héroes, monumento en honor a las tribus magiares que conquistaron el valle de Panonia, hoy padres de los actuales húngaros. La avenida Andrássy termina en la afamada plaza, declarada patrimonio de la humanidad por la Unesco.
Plaza de los Héroes, avenida Andrassy en Budapest En la misma plaza se encuentra el Museo de Bellas Artes, con obras de pintura española y europeas y una gran colección del arte húngaro. Para terminar o para empezar la tarde según se prefiera se puede disfrutar de un baño en uno de los complejos termales más grades de Europa. Con sus 15 piscinas, 3 de las cuales son exteriores nos encontraremos todavía dentro del Parque de la ciudad con el Balneario de Széchenyi, un balneario muy recomendable, donde podremos disfrutar de la calidad de las aguas termales de Budapest al aire libre. Desde 1934 la ciudad se designó como la mayor en cantidad de pozos medicinales y termales del mundo, para algunos la capital de aguas medicinales mundial. También existen otros balnearios importantes en la ciudad y algunos Hamman turcos procedentes del periodo Otomano. Para el último día por la mañana temprano y después de haber solicitado reserva visitaremos el Parlamento de Budapest, donde se encuentra el tesoro de la corona de Hungría. Las visitas son guiadas en varios idiomas y actualmente recoge el poder legislativo en Hungría, pero si no se ha reservado la visita anteriormente no es recomendable visitarlo ya que se pierde mucho tiempo esperando. Desde aquí visitaremos uno de los museos que a mí particularmente más me han gustado, se trata del Museo Nacional Húngaro.
Balneario al aire libre de Szechenyi en Budapest. Cercano al Parlamento nos cuenta la historia de Hungría como estado desde su fundación hasta 1990, además de poseer colecciones romanas y medievales de la ciudad. El Museo también dedica salas a la historia contemporánea de Hungría, destacando el periodo comunista del país, todo un recorrido por la historia de Hungría. En la mañana si es posible tendremos que trasladarnos bien al norte para visitar la famosa Isla de Margarita o Margestgizest, una isla formada en el interior del Danubio a la que podremos llegar por tranvía o en autobús, que recorre toda la isla. Es un paraje natural con zonas de relax y ocio, nos encontramos campos de fútbol, piscinas,  el convento de Santa Margarita, hoteles con balneario y todo  un bosque de robles que bien merece la pena conocer.

Podremos hacer esto o en el caso de no poder no haber disfrutado de un baño medicinal todavía, subiremos a la otra parte de la ciudad, en autobús a la espalda del Castillo Real de Buda para visitar la Ciudadela, fortaleza en lo más alto de la ciudad mandada construir por los Habsburgo. Al lado podremos disfrutar de un baño en uno de los más prestigiosos baños termales de Europa, se trata de los Baños Gellert. Desde la ciudadela lograremos unas vistas magníficas de toda la ciudad. Hasta aquí nos habremos recorrido Budapest de punta a punta en tres días, pero recordad que debemos usar los transportes públicos con los bonos con relación a la estancia que tengamos en la ciudad, nos ayudará a ganar mucho tiempo en nuestra visita a Budapest. Los baños medicinales, la gastronomía húngara y la ciudad vieja de Buda harán de nuestra visita una de las más estancias más placenteras en esta región de Centroeuropa. Una ciudad con un encanto especial y romántico que te sorprenderá.

Calzados de Hierro en Budapest, en honor al holocausto judío en esta orilla del Danubio
  • Links de interés…
COMPARTE ESTA ENTRADA EN REDES SOCIALES SI HA SIDO DE TU AGRADO, GRACIAS 🙂
Subscribe y recibirás en tu email el Pack de Audioguías y Guías de Viaje de las principales ciiudades turísticas en el mundo
Subscripción libre de SPAM

2 Commentarios

  1. Pingback: Mapas de Metro, Tranvía y Bus para Europa en Pdf | Libro de Viajes

Deja tu consulta, pregunta o comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.